Poda de rosales en invierno

imagesEstamos en la época propicia para la de y todavía hay personas que no saben cómo hacerlo.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que la poda de invierno hay que hacerla en un momento en que el tiempo sea soleado y eligiendo los días en los que todavía no haya heladas.

img00000221-1Esta poda sirve para limpiar la planta y prepararla para los fríos meses que se avecinan, eliminando las flores muertas, las ramas débiles y los tallos secos.

Lo primero de será preparar las herramientas: tijeras de podar y navaja bien afiladas.

P1040179Se elegirán las ramas más vigorosas, entre 4 y 6, y se eliminarán las débiles, secas o que estén en peor estado. Para hacerlo, se cortan a unos 25 centímetros de altura, dejando aproximadamente 4 o 5 yemas de altura y se respetan los brotes recientes.

El corte ha de ser biselado, dejando la parte sobresaliente arriba, para proteger mejor la herida. Es necesario que el corte sea limpio, si no es así, es mejor repasarlo con la ayuda de la navaja. Con ello, nos aseguraremos de que el corte cicatriza de manera correcta, para no ser afectada por los hielos y los hongos.medidas-de-corte-para-la-poda-de-rosales

Las ramas vigorosas también pueden recortarse, siguiendo el mismo procedimiento y eliminaremos también las flores secas, los frutos, los chupones y las ramas leñosas.

Por último, conviene vigilar el drenaje, para asegurarnos de que no se producen encharcamientos con las lluvias. No está de mal añadir algo de acolchado sobre las raíces de la planta.

Comparte este artículo

Post Comment