Cómo hacer compost para abonar las plantas

compost-casero-para-flores-y-plantas

Hacer compost para abonar las plantas no es demasiado complejo, para ello tenemos que conseguir una materia prima de calidad y para ello podemos utilizar las hojas de nuestro jardín, el césped cortado, piel de fruta como plátano o incluso cáscaras de huevo y excrementos de animales como los del gato por ejemplo.

Con el material seleccionado tendremos que enterrarlo todo y cubrirlo muy bien y para mantenerlo bien hay que tenerlo húmedo, por lo que de manera periódica tendremos que ver si está húmedo o no. En caso negativo hay que echar agua, remover con un palo o un rastrillo y volver a cubrir de nuevo.

Esta mezcla tendremos que dejarla más o menos entre dos y cuatro meses, por lo que si queremos que esté lista en primavera para plantar, debemos hacer este compost casero a principios de otoño aproximadamente.

Sabremos que está listo cuando la mezcla tiene un color homogéneo de tono marrón oscuro, tiene que oler a tierra y su textura y aspecto visual debe ser parecido al de una esponja húmeda, así ya tendremos preparado nuestro compost casero para echárselo a las plantas que queramos plantar de cara a la primavera, para que crezcan sanas y fuertes.

Comparte este artículo

One Comment - Deja un comentario

Post Comment