Zarzaparrilla

Una de las plantas que podemos cultivar en el jardín es la llamada zarzaparrilla, una planta característica por unas flores muy pequeñas de un color crema con frutos redondeados. Esta planta se suele conocer en jardinería aunque no muchos la usan en el jardín quizás por el hecho de que es rápida extendiéndose y puede afectar a otras plantas, o bien porque a menudo su diseño impide que se puedan dar otras plantas.

Es muy sencilla de cultivar pues solo necesita un riego moderado, tierra normal (ni poco ni muy abonada) y el sol. De hecho es una de las plantas que mejor tolera el sol directo. Es una planta que soporta bien los fríos y los calores pero siempre busca una temperatura suave, no demasiado baja o demasiado alta (aunque las tolera, lo cierto es que durante la floración prefiere temperaturas medias).

También es una planta medicinal como diurético, estimulante, así como en casos de reumatismo y enfermedades de la piel (eccema, psoriasis). También sirve para la gripe, anorexia o la gota. De la misma planta solo se usan las raíces y las bayas una vez conformado que no son tóxicas.

Es originaria de Asia, África y Europa y de la familia de los arbustos. Éstos suelen ser de tallos delgados, volubles, de uno a dos metros de largo y espinosas con hojas pecioladas y flores de color amarillo-crema en racimos axilares.

Actualmente es muy común verla en España y en América aunque no en todas las ciudades. En estos casos se puede utilizar como planta ornamental pero si recuerdas un poco, la zarzaparrilla es uno de los ingredientes de tartas o de platos americanos. Un ejemplo, es el plato preferido de los pitufos.

Comparte este artículo

One Comment - Deja un comentario

Post Comment