Aguileña (Aquilegia vulgaris)

Aquilegia vulgarisLa aguileña es una planta perenne perteneciente a la familia de las ranunculáceas. Su nombre científico es Aquilegia vulgaris y es originaria de las regiones templadas boreales. Es una planta muy atractiva y particular que posee flores de gran belleza por su forma, tamaño y colorido.

Esta planta pertenece a las especies herbáceas, con tallo erguido y ramificado, y su altura oscila entre los 30 y los 60 cm, pudiendo incluso alcanzar los 90 cm. Sus hojas son pecioladas y doblemente divididas con folíolos lobulados.

Posee flores de gran tamaño, erectas o colgantes, que pueden ser de cinco colores diferentes, al igual que sus pétalos, siendo las más comunes o vistas las de color azul o violeta. Miden de 5 a 8 cm. de ancho y a veces son bicolores. En la parte posterior, las flores tienen unas prolongaciones llamadas espolones. La aguileña florece durante varias semanas a fines de la primavera y comienzos del verano.

Respecto a sus cuidados, la situación ideal es a semisombra o a pleno sol; el riego debe ser regular, pero no copioso.
La multiplicación de esta planta se produce por división de la macolla o por semillas, en primavera. La aguileña debe ser plantada en suelo húmedo, ligero, fresco, y con parte de arena en su composición. La época de siembra ideal es a finales de la primavera y hasta mediados del verano para lograr plantas en flor a comienzos del verano del año siguiente.

Comparte este artículo

Post Comment