Limpiar las macetas

A la hora de tener un jardín con macetas, o bien tu balcón, que tengas varias macetas, con el paso de los días la suciedad se puede ir acumulando en ellas y generando que pierda el color poco a poco, o se vean más apagadas solo por el hecho de que están sucias.

Si ese es tu caso lo más seguro es que hayas cogido un paño con agua y hayas frotado para dejarlas limpias, una por una. De hecho es lo que hay que hacer. Algunas personas también añaden al agua unas gotas de lejía con el fin de que sea más higiénico pero si las macetas tienen dibujos o colores puedes hacer que éstos se pierdan al frotar demasiado.

Siempre puedes limpiar las macetas con un paño frotando un poco para sacarle brillo pero el agua no tiene por qué llevar lejía. También lo hacen para que no se le acerquen plagas pero eso lo puedes conseguir de la misma forma si, por ejemplo, usas agua con varias colillas en ella y que hayas dejado unas 24-48 horas para que el agua absorba bien el tabaco.

Con este pequeño truco conseguirás que las plagas se mantengan alejadas de las macetas. Otro truco que puedes hacer es usar cerveza, mezclándola con agua, y con un pincel mojar la maceta. La cerveza también mantiene alejadas las plagas de las plantas.

La limpieza de las macetas puedes hacerlo una vez al mes si ves que hay mucha suciedad donde las tienes, incluso cada quince días. Si no hay demasiada puedes hacerlo cada 2-3 meses. La propia planta te puede decir cada cuánto necesita limpieza cuando la riegas o cuando la podas.

Comparte este artículo

Post Comment