Parkinsonia Aculeata o Espino de Jerusalén

La o Espino de Jerusalén, un árbol perfecto para el jardín.

La Parkinsonia Aculeata o Espino de Jerusalén es una planta de la familia de las Fabáceas. Es originario de América central y algunas regiones del sur de la zona sur del continente.

Espino de JerusalénSe trata de un árbol de pequeña altura, que se utiliza con fines ornamentales. Destaca por tener un tronco pequeño y liso, de madera color parduzco. La copa de este arbolito es de forma parasolada, con ramas verdes, finas y flexibles. Las hojas son compuestas, pinnadas y con largos foliolos de hasta 40 centímetros, de color verde azulado.

Espino de JerusalénFlorece a partir de abril, en racimos formados por flores amarillas, de unos 3 centímetros y cinco pétalos. El pétalo superior se presenta punteado de un tono rojizo. Su fruto es una especie de vaina leguminosa, con semillas en su interior.

La Parkinsonia Aculeata se desarrolla en climas cálidos, especialmente mediterráneos, y en todo tipo de suelos. Es preferible colocar este arbolillo a pleno sol, para que la floración sea profusa. También es recomendable plantarlo separado de otros árboles, para que luzca todo su follaje.

No necesita muchos cuidados. Se puede podar para redondear la copa y evitar que se enrede. Se reproduce por semillas.

Comparte este artículo

Post Comment