3 de las plantas más venenosas del mundo

adelfa
Aunque las plantas siempre han sido usadas como remedio para muchas dolencias y patologías, también pueden ser algo de lo más peligroso que hay. En este artículo queremos compartir contigo tres de las plantas más del mundo y que pueden llegar a producir incluso la muerte por ingestión.

Las plantas más venenosas del mundo

La adelfa está considerada como una de las más venenosas del mundo y su origen se encuentra en la cuenca del Mediterráneo aunque se puede encontrar en otros rincones como Estados Unidos, China, Argentina o Australia entre otros.

La Nerium oleander es una de las que más daño pueden producir a las personas, incluso la muerte. Cuenta con varias toxinas que afectan todas al corazón, siendo la más fuerte la oleandrina. La ingesta de la oleandrina produce vómitos, dolor agudo de estómago, mareos, somnolencia, diarrea, ritmo cardiaco irregular o el fallecimiento si se da el caso.

El Abrus precatorius o regaliza americano es una de las plantas venenosas más comunes. Sus semillas rojas son muy llamativas, algo que llama la atención de muchos animales. Se encuentra en Indonesia aunque también en otras zonas tropicales y subtropicales.

Su toxina más peligrosa es la abrina y es muy peligrosa. Con tan solo 3 miligramos puede producir el fallecimiento de una persona y si no se llega a ello, puede hacer que se sinteticen de manera correcta las proteínas.

El peligro del ricino

El Ricinus communis, más conocido como ricino o higuera infernal, es otra de las plantas más peligrosas que podemos encontrarnos. Se cultiva para producir el aceite de ricino. Este aceite se usa para infinidad de aplicaciones industriales como pinturas, lubricante, líquido de frenos, etc.

Es originaria de África aunque actualmente se puede encontrar en todo el planeta. Su ingesta puede provocar diferentes síntomas, pudiendo llegar incluso al fallecimiento, dado que tiene una sustancia extremadamente tóxica llamada ricina. Los síntomas de la ingesta de ricino, especialmente de sus semillas, son fuertes calambres en la zona abdominal, vómitos, náuseas, hemorragias internas, insuficiencia renal i incluso fallo renal.

Comparte este artículo

Post Comment