Rosa de China o Hibiscus rosa-sinensis

Las plantas suelen llamar nuestra atención por las flores y los diseños que pueden tener, a veces por las dos cosas, y otras por las flores o la planta que es. En el caso de los Hibiscus, las flores es lo que más llama la atención y, dentro del género, hoy queremos hablarte de la Rosa de China o Hibiscus rosa-sinensis, una planta llamativa por las flores que tiene que parecen de papel y, aunque duran poco, salen continuamente.

Es una de las plantas más fáciles de cuidar y es de hoja perenne. Suele florecer a mediados del verano y durar hasta mediados del otoño.

En cuanto a su riego dependerá de la temperatura donde esté, si la temperatura es mayor de 21 grados necesitará que riegue a menudo ya que la tierra siempre tiene que estar húmeda.

El sol le es bienvenido con esta planta, le gusta estar bajo el sol varias horas todos los días aunque en verano no quiere el sol directo cuando caliente más.

Una curiosidad y es que si ves que vives en un clima frío y la planta pierde las hojas y se le secan los tallos, lo más seguro es que pienses que está muerta, pero no es así, en primavera puede resurgir (siempre y cuando la temperatura no haya descendido más de 5 grados).

Comparte este artículo

Post Comment